martes, 19 de noviembre de 2013

JULIAN MELLADO EJEMPLO DE JUVENTUD



Ponencia presentada en el


V ENCUENTRO DE HISTORIADORES CRONISTAS E INVESTIGADORES


EL SOMBRERO 20 DE SEPTIEMBRE 2013
 


REINALDO PEÑA CHACIN


No ha sido tarea sencilla reconocer las hazañas que en un periodo de tiempo realizó Julián Mellado, prócer de nuestra independencia.
Su obra de corta duración se caracteriza por una educación doméstica de conducta intachable, con principios morales y de formación religiosa; de lucha y de trabajo en la llanura donde demuestra su habilidad en la doma del potro salvaje, del caimán en acecho y de la lucha cuerpo a cuerpo para imponerse a un rival sin precedentes.
Cuando apenas tenía veinte año, se enroló en las filas del ejército que defendería la causa del rey. Al llegarle el turno de presentación, bajó de su caballo y dijo: “Julián Mellado se alista en caballería” y cuando hacia formación presenció cómo uno de los lugartenientes del jefe maltrataba a un anciano que estaba despidiendo a sus dos hijos. Indignado por la injusticia, no se aguantó, le detuvo la mano al maltratador le dio un fuerte fuetazo  y se escapó del lugar con los jóvenes objeto del maltrato.
A los tres días, se encontró con Julián Infante, quien después de una conversación, hizo jurar a los tres jóvenes fidelidad a las banderas patriotas. Es su primer paso en la incorporación a la lucha liberadora. Toma sus escasos arreos de soldado lancero y comienza su trajinar por la llanura del oriente guariqueño bajo el comando de Zaraza e Infante, recibiendo su bautizo en el encuentro de la población de Espino el 15 de noviembre de 1813, luego en la Batalla que conoce como San Marco el 8 de diciembre, en la que muere el comandante Pedro Aldao bajo el fuego del sanguinario Boves.
Se destacó en el año 1814 en el combate de Tucupido el 04 de junio, en Aragua de Barcelona el 18 de mayo, en Maturín contra las tropas de Murales en septiembre, en los Magüeyes el 09 de noviembre y en el Campo de Úrica donde muere el sanguinario Boves.
A raíz de estas actuaciones es ascendido a Alférez por su coraje y por habilidad con la lanza.
En las acciones de las Queseras del Medio vemos a Julián Mellado con el grado de Capitán, donde 150 hombres al mando del General José Antonio Páez derrotan a las huestas enemigas. Esta acción mereció la Cruz de los Libertadores impuesta por el propio Libertador.
Ya para el año 1821, en víspera de la gran Batalla de Carabobo, Julián Mellado ostenta el grado de Coronel, ya es un hombre maduro de 30 años curtido en los campos de batalla y como buen llanero es del tamaño del compromiso que se le presenta, con una extraordinaria vocación de servicio, buena disciplina, dotes de mando y una gran inteligencia para tomar decisiones. Todas estas cualidades hacen que fuese escogido para comandar un cuerpo especial que se diferenciaba de la caballería tradicional, el escuadrón de Dragones.
En esta gesta inmortal de Carabobo, quiere ser el primero en enfrentar al enemigo y en gesto de arrojo y valentía con su caballo al galope y disputándole la delantera a Rondón le grita: “compadre, delante de mí, la cabeza de mi caballo” y apurando el trote se precipita sobre las filas del Valencey, quedando el brioso corcel clavado en las bayonetas de los infantes y ello lo lleva a recibir mortales descargas en el pecho que acaban con la vida del glorioso Julián Mellado, de esta manera escribió su nombre para la posteridad como hijo de esta llanura infinita que ama la libertad.
¡Lejos…., lejos….! ¡Mas allá de los palmares, más allá de los caminos, más allá del horizonte, de todos los horizontes! La llanura…aquella llanura que vivió y sintió como suya el hijo de estas tierras sombrereñas.
Hagamos honor a Julián Mellado lanza en mano, con el corazón puesto en la patria grande, sintiendo el latido del pueblo a la voz de:
“Nunca ofrendes ¡oh! pueblo del Guárico en luchas civiles tu sangre y valor”.
 

Bibliografía
Martínez, Azucena. 2005. Mi Estado Guárico. Ediciones O.P.S.U. 
     Caracas.
Sierra. S. Tito. Sitios Históricos del Estado Guárico Ediciones Asamblea
      Legislativa del Estado Guárico. 1974.

No hay comentarios:

El Motor de aire desafía la segunda Ley de la Termodinámica. Invento de un guariqueño.